Defecto
Estos comportamientos hacen más daño que una infidelidad

Estos comportamientos hacen más daño que una infidelidad

5
7353
3
Chicas

Así como es cierto que una relación necesita, aparte de amor, muchos ingredientes para funcionar, existen una serie de situaciones que resultan dañinas, incluso más que una infidelidad, y son más comunes de lo que imaginas. Se tratan de actitudes que en ocasiones ponen a tambalear la estabilidad de la relación. Por eso, hoy te ayudamos a detectarlas para que no caigas en crisis de pareja.

Descuidar la relación por exceso de confianza es de los errores más comunes. A veces nos sentimos tan seguros de lo que tenemos, que olvidamos los detalles, las palabras y todo aquello que llevó a que la relación funcionara. La conquista es un tema del día a día así que presta atención a quién tienes a tu lado, recuerda expresar tu amor con detalles y palabras y cuando se sienten a cenar, deja el celular a un lado y aprovecha el espacio para compartir y comunicar.

Y es que sin duda, uno de los pilares de la relación en pareja es la comunicación y la ausencia de ella, solo lleva a que el interés poco a poco se pierda. Comunica lo que te gusta, sobre todo lo que no te gusta. Recuerda, hablar no es pelear y ninguna relación sobrevive sin una comunicación asertiva. ¡Comunica!

Otro punto importante a tener en cuenta es la confianza. Nada más grave que las mentiras. Por más piadosas que sean, afectan la confianza en una relación así que no permitas que por pequeñeces todo se vaya por la borda.

De las cosas que más deterioran una relación es el querer constantemente cambiar a la pareja. Si así lo conociste, ¿por qué cambiarlo ahora? Las personas sí pueden cambiar, pero por decisión propia, no por imposición. El querer forzar los cambios dentro de la relación solo genera malestar. Aunque es importante comunicar lo que no nos gusta, también es importante entender que no somos seres perfectos.

No apoyar a la pareja es otra manera de deteriorar la relación. Defender no es alcahuetear todo lo que tu pareja dice o hace, pero recuerda que a partir del momento en que inició la relación, dejaron de ser dos personas para convertirse en un equipo, y al mostrar poco interés en lo que dice o hace, es una manera indirecta de hacerle entender que no le importas.

Y ni hablar de usar las debilidades de tu pareja en su contra. Es cierto que a veces la rabia lleva a no controlar lo que se dice hiriendo susceptibilidades en la otra persona. Por eso, cuida lo que dices, evita burlarte o echar en cara lo mucho o poco que hagas, aún más si es en público.

Por último y no menos importante, ten presente que la poca intimidad, sea por castigo o falta de interés, no es una buena señal en una relación de pareja. Este tipo de comportamientos llevan a que la relación se enfríe y si la pasión muere, no habrá quien la haga funcionar una vez más.

Didi Alzate
@didialzate

3 Comments

  1. sindry muñoz says:

    Estoy totalmente de acuerdo.

  2. paola says:

    la relacion funciona cuando en la comunicacion se entienden las parejas, me refiero el poder hablar y no gritar o insultar con palabras, por muy afectada q se sienta la otra pesona siempre espera que dez un paso y lo intentes. funcionara siempre el ultimo intento muestra interes por el (a).

  3. Rodolfo says:

    Estoy muy de acuerdo. Justamente estoy en ese momento… Finiquitando legalmente… Es muy difícil solucionar algo cuando tu pareja solamente cree en todo lo que se imagina y dá por cierto, cuando la desconfianza es la constante y esas situaciones que le haz confiado a tu esposa de muchos años atrás donde no compartían nada en común con sus enredos en la cabeza te las refriega y se vuelve una piedra en el zapato. Y yo por el contrario de lo que ella piensa y le corre por las venas “nunca le he fallé”, pero como dicen “la vida sigue…” y nosotros con ella.
    El problema es que ésta ruptura ha sido tan traumatica e intensa que temo en un futuro entablar otra relación formal de pareja,pues después de conocerla rezando y hechando bendiciones me enseñó el demonio que lleva dentro…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Menú